sábado, 1 de junio de 2013

Fallece el músico de rockabilly, Jerry McGill, “ the original rock and roll outlaw”

Jerry McGill falleció el 30 de mayo de 2013 en un hospital de Huntsville (Alabama) a los 73 años de edad.  Había nacido y criado en  Binghamton, barrio de Memphis (Tennessee) y durante los últimos años había padecido un cáncer que parecía haber superado.

McGIll asistió a la Memphis Technical High School y formó uno de los primeros grupos de rockabilly de la ciudad, los Topcoats. Aunque no estuvo mucho tiempo con la Sun records su paso por tan importante discográfica se recordará por el single de 1959 que contiene los temas  "Lovestruck", y "I Wanna Make Sweet Love".  El joven McGill era también muy conocido entre la policía de Memphis. Según contaba él mismo, llegaron a detenerle 97 veces por embriaguez en la calle,  entre otros delitos menores.  Como dijo uno de sus productores, Jim Lancaster: “Jerry era encantador, podía  hacerte reír y después huir con tu esposa”.



Durante los sesenta y los setenta utilizó el pseudónimo de Curtis Buck y trabajó de guitarrista, compositor, manager, o productor  de otros como el cantante de country, Waylon Jennings (n. 1937 – d. 2002) para quien co-escribió el tema "Waymore’s Blues". Waylon decía de él que “mientras yo cantaba, el se iba con las chicas y si queríamos drogas, sabía dónde encontrarlas”.


En los setenta, McGill regresó a Memphis donde grabó algunos temas con Lancaster y Jim Dickinson. Incluso durante el rodaje de la película de William Eggleston, “Stranded in Canton” , disparó con una pistola al aire i varios impactos permanecen aún en el techo del estudio de Sam Phillips.  A finales de los setenta, McGill entró en una espiral de delincuencia, siempre a la fuga de aquí para allá. Fue detenido, juzgado y condenado por varios delitos como posesión  ilegal de armas o incluso un intento de asesinato por el que en los dos mil cumplió una pena de prisión en Florida con el alias de Billy Thurman.  Los alias le sirvieron para eludir en algunos casos a la justicia creando confusión entre el cuerpo policial.       

 En el año 2009, McGill resurgió en el mundo de la música y se unió sentimentalmente con una antigua novia del instituto. Se le diagnosticó un cáncer y con la ayuda de la agencia cinematográfica irlandesa Irish Film Board, el cineasta Paul Duane y el músico Robert Gordon empezaron a documentar su vida para realizar una película llamada    “Very Extremely Dangerous,” (2012) con la que obtuvieron excelentes críticas y fue premiada en el festival de cine independiente de Memphis.

Documento sonoro:  

En 1959 grabó un single para la Sun con los temas  "Lovestruck", y "I Wanna Make Sweet Love". 

No hay comentarios:

Publicar un comentario