martes, 17 de abril de 2012

Muere Pepín Sierra de los Gritos

José "Pepín" Sierra Blanco murió de un infarto a los 64 años de edad, la noche del 12 al 13 de abril de 2012. Fue guitarrista del conocido grupo de pop de los sesenta, Los Gritos. 

El grupo malagueño los Gritos estaban formado por los andaluces Francisco Doblas (guitarra solista), José Sierra “Pepín” (guitarra rítmica) y José Ramón Muñoz “Timmy” (batería) más el alicantino Manolo Galván (cantante y bajo). Doblas y Pepín tocaban en los Haltrons. Con formación de quinteto tocan por las salas de Torremolinos a mediados de los sesenta con un cantante llamado More. Al finalizar la temporada veraniega, se trasladan a Granada donde actúan ya sin More y como cuarteto por salones de baile. Consiguen cierto éxito y se deciden por probar suerte en  Madrid, donde pasan mucha hambre y no consiguen el reconocimiento que buscaban. Decepcionados, deben volver a Málaga. Manolo Galván se queda trabajando en grupos de Madrid como los Sonor.  

Pepín, segundo por la izquierda 
Al cabo de un tiempo regresa también a Andalucía donde decide refundar los Gritos. Vuelven a tocar juntos y su mánager Ignacio Medina los acerca a Belter que les prepara para el Festival de Benidorm con el tema “Los Molinos de La Mancha” como segundos intérpretes con el cantante Michel. Les eliminan pero siguen precisamente con “La Vida sigue igual”, que tambiñen presentaba Julio Iglesias. El arreglista de ese tema fue el famoso batería Pepe Nieto. Las dos versiones ganan el X Festival de Benidorm. Aparecen sus primeras canciones propias como “Vuelvo a mi tierra” y “Nos abrasa el sol”. En 1969 se trasladan de nuevo a Madrid ya como triunfadores actuando ahora sí, en las mejores salas y la televisión. Aparecen en la película “Abuelo Made in Spain” (Pedro Lazaga, 1969) con temas como su famoso “Veo visiones” mientras componen otras grandes canciones como “Tusset Street”, o “Adiós verano, adiós amor”. Tras la mili, Pepín Sierra dejaría el grupo y formaría una familia. Le sustituiría el guitarrista Antonio Rueda que estuvo en los Barones, los Escorpiones y Soul Group.

En los setenta sacan un tema llamado “Sentado en la estación” que les lleva de galas por toda España y a finales de ese año, Manolo deja el grupo para encauzar una carrera en solitario a partir de 1972. Antes formaría un nuevo grupo llamado La Zarzamora, en el que participaría Juan Pardo en la producción.  Los Gritos dejaron un Lp de 1969 con Belter más varios sencillos entre los años 1968 y 1970.  


6 comentarios:

  1. Los que tuvimos suerte de conocerlo, sabemos lo buena persona que fué, su preciosa sonrisa...
    Tito, descansa en paz. Siempre estarás en nuestra mente y nuestro corazón.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por aportar esos detalles tan importantes sobre su gran valor como persona.

    ResponderEliminar
  3. Manuel Serrano el Compadre21 de abril de 2012, 18:51

    Que grande puede ser una persona, hombre caval, sencillo , bondadoso,buena gente. Este era Pepin mi compadre.
    Siempre le recordare en donde este y que me guerde un rinconcito. Era pionero de la vida no solo de la musica de los 70. Ahi quedara su recuerdo de que la VIDA SIGUE IGUAL.
    Adios COMPADRE.

    ResponderEliminar
  4. Gracias Manuel por tu comentario, es muy emocionante leer palabras tan sinceras. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Emociona ver y sentir todo lo que te querían, y como se respeta el recuerdo de quien lo merece, alguien como tú, especial y distinto, que emocionaste cada uno de mis días contigo.

    Te amo, papá.

    Penélope Sierra

    ResponderEliminar
  6. Muchas gracias Penélope por tu comentario y recibe nuestro más sentido pésame. Estos días hemos vuelto a escuchar esas maravillosas canciones de los Gritos y ha sido emocionante revivirlas en todo su esplendor. Sin duda alguna el maestro Pepín Sierra era una persona muy querida y respetada. La noticia sobre su triste muerte ha sido de las más visitadas en el blog. Sin personas como tu padre, el pop español no hubiera sido posible y su recuerdo perdurará para siempre. Un abrazo.

    ResponderEliminar