jueves, 28 de septiembre de 2017

Las Kasettes recrean y adaptan canciones luminosas de pop para disfrutar durante todo el año “Bajo el Sol”

Portada
Según el diccionario de la RAE, adaptar es “modificar una obra científica, literaria, musical, etc., para que pueda difundirse entre público distinto de aquel al cual iba destinada o darle una forma diferente de la original”; mientras que versionar es solo “hacer una versión nueva de una obra artística, especialmente musical”. En general la diferencia entre ambas acciones es muy sutil, pero en el caso de la música resulta especialmente relevante o incluso insidiosa en manos de algún que otro crítico. Siendo meticuloso, diríamos que una canción versionada se mueve en un espectro que va de la copia tal cual a la conversión en otro tema donde puede resultar difícilmente reconocible el original; mientras que la adaptación implica especialmente la modificación de sus componentes con el propósito de difundirla entre nuevos receptores. Cabría tener en cuenta aquí el efecto de transcrear, es decir cambiar un mensaje más allá de la traducción natural y fluidaDe este modo, adaptar comporta necesariamente cambiar el código entre el emisor y el receptor substituyéndolo por uno propio, cantando por ejemplo en español o aportando los arreglos propios tal y como hacen las Kasettes en su brillante, y nunca mejor dicho, disco “Balo el sol” editado este 2017 por los sellos  Spicnic, Hurrah Música y KOTJ Records. El álbum incluye doce luminosas adaptaciones de temas pop interpretados originalmente por  Mickey Lee Lane, Annette Funicello, los Temblooores, Karatekas, Beach Boys, The Continental Co-ets!!, The Romancers, Elía y Elisabeth, The Chymes, The Clovers, Pleasure Seekers y Girls At Our Best. Temas escogidos con un excelente criterio e interpretados con una destreza y un cariño que los convierten en sumamente encantadores.    
   
Trayectoria

Las Kasettes. Foto de su facebook.
Las Kasettes se forman en Pamplona en 2012  con las dos vocalistas femeninas del grupo los Ginkas, Maier Gin (Letrasets) y Edurne Kas (Foralettes, Las Chinchetas). Están acompañadas por  David Ese aka Spector (bajista y mezcla, Los Gincas), Angel “Ang Lee Too” (batería. Las Chinchetas, Karatekas, Foralettes, Eroticos Enmascarados, Electric Riders), Chinchetas), Juanma Ugarte aka Joe Flint (guitarrista y teclista, Los Ginkas, June y los Sobrenaturales, y ahora también en Rebel Jazz) y Borja Alcate (guitarra. Tirita). Por la banda también pasó Miguel Sadabanana (Bananas, Incrucificables, June y Los Sobrenaturales, Los Temblores, los Ginkas).

Las Kasettes. Foto de su facebook.
Cuando Maier y Edurne deciden dejar Los Ginkas, deciden grabar una canción para el recopilatorio navideño del sello Chin-Chin Records Mundiales. Entran en el estudio de David Spector y graban los temas “He’s Not There Anymore” de The Chymes (“El no está y es mejor”) y “Let’s live for the present” de The Continental Comets (“Yo vivo el presente”). Colaboraría con ellas Angleetoo. Desde entonces, Maier y Edurne han grabado varias adaptaciones de temas de The Shirelles, The Exciters, Lesley Gore o Carole King, Françoise Hardy, entre otras. Chin-Chin R.M les edita dos 7” "Hits, Hits. Hics, Hics” (2012) y “Ye-Ye-Yeah!!!”(2014).  

El disco que ahora te presentamos fue grabado entre verano y otoño de 2016 en Montreal Estudios (Subiza) con Hans Krüger, mezclado por David Spector y masterizado en Abrigueiro Estudios. Colaboraron Tamu Tamurai tocando la guitarra en “Yo vivo en presente y en “Ven a la charca” donde también aportó coros; Soledad Miranda a la guitarra en “La Ola” y “Verano en la azotea”; más Rodrigo Echarri al saxo en “La Ola”, “¡¡Hey Chaval!!”, y “Poción de amor”.  La bonita ilustración y diseño gráfico es de María Feal mientras que las fotos de la contraportada son de Helena Vélez. 
      
Las canciones

Las Kasettes. Foto de su facebook.
La cara A se abre con “La Ola” (“Bikini beach” de Anette Funichello -1964- con música de Guy Hemric con Jerry Styner con letra de las Kasettes). El tema nos habla de los “días de calor haciendo surf bajo el sol” cuando “ para mi eras el mejor…” a ritmo de pop surfer con una habilidad contagiosa, buen solo de guitarra trémolo, toques de saxo, y esa combinación de voces femeninas que nos envuelve con alegría “junto el mar, las olas y las sirenas bailando”. Sigue con “Ponte bajo el sol” (Elia y Elizabeth -1973- con música y letra de Elia Fleta Mallol). Tema en el que nos invitan a quemar los problemas bajo el sol con esa tremenda melodía de popsike tan bien interpretada por las Kasettes y la banda que las acompaña.  “Al ver morir el sol, debes ser fuerte y resistir… quema tus heridas, con la luz del sol todo termina”. Con esa potente luz del sol iluminando el alma, a continuación nos ofrecen “¡¡Hey chaval!!” (“Take me heart” de The Romancers -1966- con música de Max Uballez y letra de las Kasettes). En este caso, el grupo desarrolla sus mejores dotes de banda desenvuelta y pasional para cantarnos: “mi vida es el surf, no me hagas tener que elegir”. Resultan fascinantes el cambio de ritmo y los juegos vocales del estribillo.  

Las Kasettes. Foto de su facebook.
El siguiente corte se titula “Escuche, señor juez” (“What a way to die” de Pleasure Seekers -1964-, música de Patty, Suzy Quattro con letra de las Kasettes). Momentos precisos y aguerridos con raíces sixties “con la biblia en la mano, la sala puesta en pie, prometo decir la verdad… escuche señor juez, sugirió que dejara el rock and roll, y no quedó nada en pie”. Otro buen solo de rock and roll a cargo de la guitarra que define una segunda voz en todo el tema con gran destreza, mientras que las cantantes desgranan la melodía con entusiasmo.    

Le sucede “Yo vivo en presente” (“Let’s live for the present” de The Continental Coéts!! -1966-,  música de Carol Goins y letra de Miguel Sadabanana). Otra declaración de intenciones, en este caso más “garajera”. Sin horario, sin prisas “si el tiempo vuela, porqué planear.. si el tiempo es oro, lo voy a derrochar”. Con fuzz consistente y melodía resplandeciente más ritmo bailable, viven el presente, sin mirar atrás y si llega el futuro, “veremos qué tal”. Acaba la cara con “Perro que ladra” (“Shaggy Dog” de Mickey Lee lane -1964-, versión de Tammy -1966- y arreglos de las Kasettes). Aquí diseñan una combinación de rock 50’s y pop 60’s con “palabras que suenan como ladridos”. Añaden un solo desbocado de guitarra fuzz entre riffs bailables con las arrebatadoras voces de sus solistas.
      
Las Kasettes. Foto de su facebook.
La cara B empieza con “No iré a trabajar” (“Getting Nowhere Fast” de Girls at Our Best -1980-, letra de las Kasettes y música de Judy Evans). En esta ocasión, las guitarras y el bajo dialogan en un espectacular arranque acompañados por tenaz batería para sonorizar la sensación de ese despertar duro tras una noche movida. Así que “lo siento mucho, pero hoy no iré a trabajar…en la oficina todos me observan sin parar por mi peinado y por mi camiseta de los Cramps”.  El siguiente corte se titula “Poción de amor” (“Love Potion nº9” a cargo de The Clovers -1959- con música de Leiber & Stoller y letra de las Kasettes). Este clásico se torna en manos de las Kasettes, respaldadas por la banda, en una auténtica maravilla sensual con momentos incluidos de saxo. Una bebida color carmesí hace que los chicos se acerquen a la protagonista “parecen zombies, que frenesí”.

El disco continúa con “Él no está (y es mejor)” (“He’s not there anymore” de The Chymes -1966- con música de Howard Kaylan, Nita Garfield, más letra de Miguel Sadabanana). Otro tema muy bien articulado por esta banda en la que rítmica y melodía se compenetran a la perfección, como la instrumentación con las voces de sus dos cantantes, dando vida forma a una canción en la que destaca el acompañamiento de órgano. Todo un plan para acabar con un indeseable, “precipitar un fin, necesitaba un empujón… adiós, le vi caer, por pesado y cruel, se desempeñó, cual croqueta rodó… y a los buitres alimentó”.   

Las Kasettes. Foto de su facebook.
Llegamos a “Verano en la Azotea” (“Cherry Cherry Coupe” de los Beach Boys -1963- con música de Roger Christian y Brian Wilson, más letra de las Kasettes). Otra exhibición de cómo perfilas una adaptación mediante un diseño propio, manteniendo la entrega original y aportando detalles de cualidad gracias a unos arreglos limpios y certeros. Guitarras amables y percusión juguetona se combinan para pasar el verano en la azotea con bañador y regadera, con vistas a la sierra, lejos del mar. Momentos corales con solo de guitarra y efectos de tráfico completan este simpático tema “surfer” de interior. Le sigue “Ven a la charca” (versión de los Karatekas” -2009-, letra y música de Tamu Tamurai).  Arrancan con ese papa ow mao mao y nos aconsejan sabiamente que “si estás buscando un sitio guai, no lo piensas más, si te quieres bañar, en el verano se está ideal… debes bajar a la charca a jugar”.  Cierra el disco “Haz el Mongol” (“Haz el mongol con los Temblooores” de los Temblooores (2012), música y letra de Miguel Sadabanana.  Para finalizar nos ofrecen un tema de guitarras punk pop con ritmo de bajo de rock and roll, con la sabia recomendación de que “no hay tomarse en serio nada que no sea diversión… hacer el mongol con las Kasettes, no puede haber nada mejor”.   

Reflexión final

Las Kasettes. Foto de su facebook.

Desde finales de los cincuenta y todos los sesenta, gracias al trabajo de grandes como, por ejemplo, Ramón Arcusa y Manuel de la Calva (El Dúo Dinámico), se introducen en España adaptaciones de estilos musicales que triunfan en el mundo como el twist, el pop, el rock and roll, las baladas… llegándose incluso a conocer antes las adaptaciones que los originales. Se  estilaría además la traducción literal del inglés al español en algunos de los temas más conocidos, por medio de los “covers” de los grupos y solistas latinoamericanos. Evidentemente, la fonética no es la misma y, en ocasiones, las traducciones resultaban más bien transcreaciones. En el caso de las Kasettes, confluyen todas y cada una de las acciones lingüísticas posibles. En algunos temas recrean las letras, en otros las transcrean, o en otros las reproducen tal cual, todo ello mediante un proceso magistral en el que se observa el mensaje de forma genérica para después adaptarlo a su gusto con el propósito de hacerlo llegar al receptor con la mejor de las maneras propias manteniendo al mismo tiempo la consistencia comunicativa. De este modo tenemos a nuestra disposición un fascinante disco de adaptaciones de canciones de pop que no solo resulta memorable por el trabajo realizado en sus contenidos, sino también por su cuidada selección, y por una interpretación vocal apasionada, afinada y luminosa, arropada por una excelente banda que ha pulido los arreglos con una dinámica rítmica consistente y una brillantez melódica en la que los matices destacan por ellos mismos dentro de su cohesionado conjunto musical.   

Nota: Puedes escuchar las canciones y hacerte con una copia del vinilo en el bandcamp de KOTJ Records, Hurrah Musica o Spicnic.



No hay comentarios:

Publicar un comentario